fbpx
Tips

Qué obra ver en Broadway (Actualizado 2021-2022)

Foto: Broadway.com
Foto: Broadway.com

Después de un cierre histórico de 18 meses los teatros de Nueva York están abiertos. Un viaje a la Gran Manzana no está completo del todo sin presenciar alguna obra en uno de los distritos teatrales más famosos y prestigiosos del planeta: Broadway. Cada año se estrenan decenas de obras y musicales que atraen a millones de turistas.

Aunque hay una calidad estándar entre las obras que se presentan en los alrededores de Times Square, dependerá del gusto y la afición teatral del visitante, la decisión de qué obra o musical ver. Hoy por hoy el 80% del público que llena los teatros son turistas de todas partes del mundo, es importante aclarar que todos los shows se presentan en inglés. 

Aunque los teatros están abiertos, la pandemia no ha terminado, en estas fechas un nuevo brote de Covid ha provocado que varias obras cancelen funciones, algunas de forma permanente. Así que les dejo algunos requisitos y consejos para ver una obra de Broadway en pandemia. 

-Para acceder a los teatros necesitas prueba de vacunación en esquema completo con vacunas aprobadas por FDA o la OMS, el certificado puede ser digital y una identificación oficial. Este requisito aplica para mayores de 5 años. Los menores de 5 años deberán presentar una prueba de Covid-19 negativa y deberán ir acompañados de un adulto completamente vacunado. 

-El cubrebocas es obligatorio durante toda la función y debido a los crecientes casos de Omicron se ha suspendido la venta de comida y bebida por lo que está prohibido comer y beber dentro de los teatros. 

-Si tu obra es cancelada por temas de Covid te llegará un mail para avisarte, aunque ha habido casos en que la función es cancelada minutos antes de comenzar. En todos los casos tu dinero se reembolsa de la misma forma en que los adquiriste, aunque el reembolso puede tardar hasta un mes. 

-Llega con al menos 20 minutos de anticipación al teatro, ubica tu lugar y mi recomendación es siempre ir al baño antes de que comience la función. En el intermedio los baños suelen generar filas gigantes, sobre todo cuando el teatro está lleno. 

-Apaga tu celular, apagado, completamente apagado. 

-La mayoría de los shows de Broadway dan 8 funciones a la semana descansando un día por semana que suele ser los lunes pero no siempre es así. Esto quiere decir que todas las noches hay opciones para disfrutar un espectáculo. Las matinées regularmente son los miércoles y los sábados. 

-Los boletos para Broadway cuestan regularmente entre 69 y 175 dólares. Aunque debido a la pandemia los precios se han disparado en un intento desesperado por mantener los teatros abiertos. Dependiendo la época,  la demanda y por supuesto la obra, los precios pueden variar. Por ejemplo Hamilton suele ser de las más costosas con boletos premium de 350 dólares o la nueva puesta en escena de The Music Man con Hugh Jackman con boletos premium de 700usd, incluso Six el musical ha tenido boletos de 400 y 500 dólares. Esto es una locura, si me lo preguntan a mí, ninguna obra de Broadway vale la pena pagar más de 250usd por un boleto premium. En Estados Unidos la reventa es legal, así que las obras más populares suelen agotarse por personas que adquieren boletos con la esperanza de revenderlos y ganar algo de dinero. Para conocer todos los consejos para comprar boletos para Broadway da click aquí

-Hagan el intento por ver las obras más recientes que cuentan con los elencos originales. No sucede en todos los casos pero los elencos originales suelen ser artísticamente la cúspide de cada obra pues el proceso de desarrollo que viven suele ser largo y son el elenco que compite por los premios Tony. Así que ver una obra recién estrenada y antes de los premios Tony suele asegurar que el elenco lo entregue todo en el escenario pues nunca saben cuándo un juez de tan afamados premios esté sentado en la audiencia. 

-No hay código de vestimenta para los teatros de Broadway. No se permite ingresar con alimentos ni bebidas externas. Los programas de mano (playbill) son gratuitos y por el momento está prohibido esperar a los actores al final de la obra para tomarse una fotografía o pedirles un autógrafo debido a la pandemia.

Mis reseñas

No está de más aclarar que estas reseñas son a título personal y aún cuando una obra no me gusta, trato de pensar en el tipo de persona a la que puede gustarle. Los likes corresponden a mi gusto personal y al final de cada reseña menciono para quien la recomiendo. No todas las obras son para todos pero si elegimos bien, una experiencia en Broadway puede ser inolvidable. 

Trato de ver la mayor cantidad de obras posibles. Si alguna obra no está en este listado es porque, o no la he visto o ya no está en cartelera.

To Kill a Mockingbird 

Esta exitosa obra basada en uno de los libros más populares de la cultura estadounidense escrito por Harper Lee lleva varios años triunfando en Broadway. Si han leído el libro, la obra resulta una excelente adaptación de la historia de Atticus Finch, un abogado que decide defender a un hombre de color acusado de violar a una mujer, en los años 30s cuando las gran depresión y la segregación racial es aún parte de la cultura. Si no han leído el libro, les recomiendo que su nivel de inglés sea excelente pues el acento sureño de los personajes puede complicar el entendimiento de la historia. Regularmente grandes actores de Hollywood forman parte del elenco haciendo de esta obra la obra de texto más exitosa de la cartelera actual. Yo la vi con Jeff Daniels y el libro me encanta, pero personalmente encontré la obra menos interesante y después de caminar todo el día tuve qué hacer un enorme esfuerzo por no quedarme dormido. Esto por supuesto no demerita el trabajo de los actores que son excelentes y la puesta en escena de primer nivel. Sin embargo, la recomiendo para los fans del libro, para quienes no desean ver un musical y para quienes gustan de historias sobre juicios, injusticia y racismo.

 

The Lehman Trilogy

Cuando supe que esta obra duraba tres horas y quince minutos me puse muy nervioso, con todo lo que amo el teatro no soy bueno para ver obras muy largas. Para mi sorpresa ha sido una de las experiencias teatrales más memorables de mi vida. The Lehman Trilogy cuenta la historia de los hermanos Lehman, su llegada a Estados Unidos desde Alemania en el siglo XIX con ninguna riqueza más que su equipaje y como fueron construyendo su multimillonario legado desde cero, incursionando en la venta de algodón, en la banca y las inversiones hasta la caída de la bolsa en el 2008. Así como lo describo no suena muy interesante pero la obra dividida en tres actos y dirigida de forma magistral por Sam Mendes atrapa desde el primer momento gracias también a la espectacular actuación de sus ejecutantes. Esta obra es el ejemplo perfecto de que la materia humana siempre será más importante que los efectos visuales, aunque el aparato escenográfico de esta puesta no es cualquier cosa: un escenario giratorio rodeado de una pantalla de leds es usado con mesura y gran atino para contarnos la historia sin que llegue a distraernos. El final te deja sin palabras. La recomiendo para quienes desean ver algo de la más alta calidad artística, para quienes se dedican a temas económicos, de la banca o legales y para todos quienes desean ver una obra maestra del storytelling. La obra termina en enero. 

American Utopia

Es un concierto, íntimo pero asombroso, divertido pero con discurso social. David Byrne el legendario vocalista de Talking Heads regresa a Broadway con este show basado en el disco conceptual del mismo nombre. No es una obra de teatro, es un concierto con un concepto visual increíblemente atractivo donde todos los músicos están libres de cables. La iluminación merece mención especial, así como el diseño de audio que afortunadamente suena a bastantes decibeles más que la gran mayoría de shows de Broadway donde siempre se me antoja gritar que le suban el volumen. David Byrne sabe perfectamente lo que hace y cómo mantener a su audiencia cautiva. Contrario a lo que pueden pensar ni siquiera es necesario conocer el trabajo de este legendario músico para disfrutar el concierto, de hecho puede ser una increíble puerta de entrada a su maravillosa música. Lo recomiendo para los fans de David Byrne, para quienes desean ver un show de Broadway pero sienten que el teatro no es lo suyo y para los amantes de la buena música. Puede ser incluso un show que disfruten quienes no hablan muy bien inglés. 

 

Caroline or Change

La historia de una empleada doméstica de color que disfruta hablar con los aparatos electrodomésticos mientras lava y plancha, situada en la época del movimiento por los derechos civiles en USA no es un musical extremadamente comercial o que apele a sentimientos y emociones universales, en mi opinión. La reposición de esta obra que como muchas otras fue interrumpida por la pandemia está vestida de una vistosa producción y un talentoso elenco (que en la función que yo vi no parecían estar dándolo todo) pero que a mi punto de vista disfrutan más los amantes de los musicales que el gran público. La recomiendo para quienes les gusta ver todo lo que pueden o quienes ya conocen la música y la historia y saben lo que se encontrarán. De lo contrario yo elegiría otras opciones en la cartelera. La obra termina en enero. 

Foto: Broadway.com

Slave play

El teatro no solo debe entretenernos, también debe confrontarnos, hacernos pensar y reflexionar mientras nos ofrece un espectáculo digno y profesional. Slave Play hace eso y más. Es un digno representante del teatro actual, que pone frente a nosotros un espejo de manera literal y figurada mientras aborda temas relacionados al racismo y las relaciones de pareja que para algunas personas pueden ser incómodos. La obra es profunda pero sumamente divertida, utilizando el humor como anestesia para un discurso relevante e importante para la época en que vivimos. Slave Play es una obra de texto recomendada para quienes les gusta el teatro que provoque conversación, para quienes tienen una relación interracial, para quienes se interesan por temas como el racismo y las herencias históricas y para quienes no se espantan con facilidad. 

Foto: Broadway.com

 

Girl From The North Country 

El musical con las canciones del gran Bob Dylan no se parece en nada a sus similares de rocola. Este musical situado en la época de la gran depresión utiliza las canciones del músico ganador del premio Nobel tanto para contarnos la historia como para crear atmósferas que nos lleven emocionalmente por el viaje de varios personajes que convergen en la posada que les da refugio. El director ha acomodado su atípica puesta de tal forma que no nos deja aplaudir después de cada número y cierra la obra con el final más anticlimático que he visto en Broadway pero al mismo tiempo sumamente poderoso. Es recomendable obviamente para quienes gustan de la música de Dylan, para quienes tienen un gusto más artístico y sutil en las obras que ven y para quienes buscan una pieza que si bien es más seria que la mayoría de musicales que se presentan en Broadway está hecha con exquisita manufactura y no defrauda al público exigente. 

Foto: Broadway.com

Hamilton

Hamilton es el éxito de la década, una obra que ha revolucionado Broadway desde su apertura en 2015 cuando conseguir un boleto era una odisea que dependía de la suerte y la cartera. Los boletos para ver al elenco original llegaron a revenderse en diez mil dólares. Hamilton cuenta la historia de Alexander Hamilton, uno de los fundadores de los Estados Unidos (aparece en el billete de 10 usd) y cuya labor no ha sido reconocida como otros personajes contemporáneos como Washington o Jefferson. Lo original es que la historia se cuenta a través de ritmos urbanos actuales como el hip-hop, el rap, el R&B y algunas melodías pop.

Hamilton es un logro en todo los sentidos y es fácil entender por qué ha roto los esquemas en Broadway. La puesta es arriesgada, extremadamente creativa y muy original. Todo funciona en una fórmula que será difícil repetir. Es una obra de arte y una muestra de genialidad. 

Es una obra que puede gustarle a los amantes de la historia, a los que gustan del trabajo de Lin Manuel Miranda y a quienes quieren ver una obra contada de una manera completamente original. Para entender la obra es necesario contar con un muy buen nivel de inglés. Pueden ver la obra grabada con el elenco original en Disney Plus.

Dear Evan Hansen 

Este musical ganador del Tony a mejor musical en el 2007 es uno de mis favoritos. Cuenta la historia de Evan Hansen un chico con problemas para socializar y ansiedad cuya vida da un giro de 180 grados a partir de una mentira. La música compuesta por los mismos autores de The Great Showman tiene muchas canciones que seguirán escuchando después de ver la obra. Dear Evan Hansen fue llevada al cine en el 2021 de forma poco afortunada, la obra es mucho más efectiva (o efectista) que la película. La recomiendo para un público joven, para sus padres y para quienes buscan un musical que además de entretenerlos genera una conversación interesante respecto a la salud mental en los adolescentes. 

The Phantom of the Opera

Este musical convertido ya en un clásico sigue llenando las salas aún después de 22 años en cartelera. La música es conocida por todos y la producción es espectacular.

Es de esos musicales que vale la pena ver aunque sea una sola vez en la vida. Hay que ir descansados pues yo confieso que hay un par de momentos en cada acto que me parecen un somnífero, pero el resto ¡es todo a lo grande! La recomiendo para un público más adulto, los niños pueden encontrarla pesada. Para los amantes de las grandes y espectaculares producciones y quienes aman las historias de amor. 

 

The Lion King 

La producción es espectacular, el vestuario, la escenografía, el coro africano ¡El coro! Es de verdad un agasajo a los sentidos pero debo confesar que no es de mis favoritos y las dos veces que la he visto los actores me dan la sensación de estar un poco cansados y desanimados.

Sin embargo ¡Hay que verla! Es para mí la obra más “fácil” de todo Broadway. Todos conocen la historia, la música y la disfrutarán incluso aquellos que no hablan inglés pero que conocen El Rey León.

Es una obra que complace a todos. El Rey León es garantía, no es de mi gusto pero cuando organicé un viaje a Nueva York para mi familia elegí esta obra pues sabía que todos quedarían satisfechos y no me equivoqué.

Wicked

Si les gusta el Mago de Oz esta es la opción. Wicked cuenta la historia de lo sucedido con la bruja verde y la bruja mala antes de que Dorothy arribara en un casa “voladora”.

Es uno de los musicales más exitosos de los últimos tiempos y fascina especialmente a las adolescentes. Es todo lo que uno espera de un musical de Broadway, grandes canciones, números espectaculares y millones de dólares en escenografía y vestuario. El cierre del primer acto es impresionante.

Sin embargo no es una historia fácil de entender, a mi papá le resultó aburridísima y si llegan a ella sin ningún conocimiento previo, ya sea del Mago de Oz o del libro en el que está basado (del mismo nombre) el musical, puede ser que no la disfruten tanto. Aunque me puedo equivocar. La recomiendo para jóvenes, los niños incluso la pueden encontrar entretenida y para quienes buscan un musical deslumbrante donde las voces son tan apabullantes como los cambios de escenografía. 

Aladdin 

Aladdin es el éxito más grande de Disney en Broadway después del El Rey León y La Bella y La Bestia. Es ideal para familias y para los fans de la película que encontrarán una espectacular escenografía, un fastuoso vestuario y una alfombra que vuela de forma increíblemente real. Quizá los cambios en la historia para adaptarla al teatro no son muy afortunados y quienes aman la película pueden desilusionarse. Es recomendada para familias enteras, para personas que no hablan inglés pero conocen la historia y pueden entretenerse con los cambios de escenografía y las coreografías y para quienes buscan un show muy al estilo de los parques Disney. 

The Book of Mormon 

Los que me conocen saben que el humor políticamente incorrecto, el sarcasmo y el humor negro me encantan. Por esta razón The Book of Mormon es uno de mis musicales favoritos. Es de las obras con las que más me he reído en mi vida. El exitoso musical es de los mismos creadores de la serie de dibujos animados South Park, así que pueden esperar una comedia muy irreverente y abundante crítica social.

A The Book of Mormon se le puede acusar de todo menos de poco inteligente. Es una gran obra aunque a algunas personas le puede incomodar un humor de este tipo con una fuerte carga de crítica social, especialmente religiosa. Es perfecta para quienes aman el humor ácido, para quienes no se ofenden con facilidad y para quienes no se toman la vida tan en serio.

Chicago 

Con este musical no puedo ser completamente objetivo, le tengo un cariño especial pues fue el primer musical en el que trabajé como actor en el 2001, así que me lo sé de pies a cabeza.

Chicago no es un musical de producción gigantesca, de hecho es bastante minimalista. No hay cambios de vestuario ni grandes decorados. Lo importante es la historia, la música, la coreografía y todo el jazz. Si vieron la película inspirada en el musical que ganó el Oscar en el 2002 saben de qué va la cosa. La big band está arriba del escenario, todo es negro con dorado, y el humor ácido con toques de crítica social es muy acertado. La mexicana Bianca Marroquín actualmente es una de las protagonistas y vale la pena verla.

Si están buscando un musical de producción y millones de dólares en vestuario, Chicago no es la opción, sin embargo el musical lleva 25 años consecutivos en Broadway y aunque algunas personas lo consideran que los años ya se le notan, por alguna razón ha durado tanto tiempo. 

Come from away

Este musical ganó el Tony a mejor musical en el 2016 y está basada en una historia real muy interesante. Resulta que cuando fueron los ataques del 11 de septiembre por primera vez en la historia se cerró el espacio aéreo de los Estados Unidos, esto obligó a muchos vuelos a hacer aterrizajes de emergencia en otros países. Esta es la historia de Gander, un pequeño pueblo en la isla de New Foundland en Canadá que cuenta con un enorme aeropuerto pero solo 10,000 habitantes y ese 11 de septiembre arribaron 7,000 pasajeros de emergencia. El musical cuenta la historia de algunos de los habitantes y pasajeros quienes fueron entrevistados por los creadores del musical.

La obra es un solo acto y muy divertida y conmovedora. Ideal para adultos; los niños y adolescentes probablemente prefieran otro tipo de musicales. Hay una versión grabada en Apple + desde este teatro de Broadway.

Hadestown 

El musical ganador del Tony 2019 a mejor musical es uno de mis favoritos. En un teatro relativamente pequeño, el escenario, transformado en una especie de bar estilo Nueva Orleans, se retoma el mito de Orfeo y Eurídice quien es llevada por Hades al inframundo. Los músicos son excepcionales y están arriba del escenario. Hadestown ofrece una mirada original, cautivadora y conmovedora de contar este antiguo mito. Es una obra donde el trabajo de los actores brilla por sí mismo y no necesita de grandes escenografías aunque a la puesta en escena no le hace falta creatividad ni momentos mágicos. Perfecta para quienes regularmente van al teatro, para los que les gusta la música jazz, para los románticos empedernidos. La obra está toda cantada. 

Moulin Rouge 

La reciente obra ganadora del premio Tony a mejor musical. La pura decoración del teatro vale ya una parte del boleto. El musical basado en la famosa película protagonizada por Nicole Kidman y Ewan McGregor conserva la historia en su mayoría pero renueva casi completamente el repertorio musical incluyendo hits más actuales como canciones de los Rolling Stones, Adele, Britney Spears, Lady Gaga, Katy Perry, Lorde y más. La producción multimillonaria apantalla en todo momento y hay números espectaculares. Sin embargo, yo no fui muy fan. Me pareció más un show de Las Vegas que un musical de Broadway y por momentos me sentí en una especie de Coco Bongo de cien millones de dólares. Hay gente que la ama, yo no fui uno de ellos, pero sería un musical al que llevaría a mi familia, siento que complace fácilmente.

Harry Potter and the Cursed Child 

Si eres fan de Harry Potter esta obra es una experiencia EXCEPCIONAL en toda la extensión de la palabra. La obra está basada en la historia de J.K. Rowling y no es un resumen de los libros sino una continuación con Harry y sus amigos ya adultos. La producción, la iluminación, la puesta en escena, los efectos y la historia son para volarte la cabeza, de lo mejor que he visto en mi vida. Antes de la pandemia la obra estaba dividida en dos partes que duraban en total 6 horas, ahora es solo una de 3:30 horas con un intermedio. Si no conoces la saga probablemente no la disfrutes tanto. La obra no es musical y es muy recomendable para amantes de la saga o para quienes quieran gozar de la verdadera magia teatral. 

Bettlejuice 

Probablemente la palabra que describa este musical es la irreverencia. Basado en la popular serie de dibujos animados creados por Tim Burton, este musical respeta la esencia y estética de su creador y cuenta una historia divertida y llena de momentos sorprendentes e hilarantes. La obra no es para toda la familia pero los adolescentes y adultos amantes del personaje y su humor negro la pasarán muy muy bien. Abrirá el 8 de abril del 2022 después de haber cerrado por la pandemia. 

Tina, The Tina Turner Musical 

El musical de Tina Turner llega a Broadway después de un gran éxito en Londres en donde aún se presenta. El musical es una biografía de la vida de esta cantante que yo no sabía que había pasado tantas penurias para lograr el éxito. Si son fans de la cantante lo van a amar. Las dos actrices que alternan el personaje de Tina son excelentes y al final la obra se transforma en un concierto que hará que te levantes de tu asiento.

OFF BROADWAY

Sleep No More 

Ya he hablado con anterioridad de este espectáculo. Es un show multidisciplinario inmersivo en el cual el espectador deberá portar una máscara y seguir a los actores a lo largo de 4 pisos, donde la espectacular ambientación vale de por sí el boleto.

No es un espectáculo para todos. No hay diálogos y aunque la historia está basada en Macbeth, entender lo que sucede es complicado. Aquí se viene a experimentar, a sentir y a vivir el momento. Yo lo he visto tres veces y cada vez lo disfruto más, pero hay gente que lo encuentra demasiado raro, demasiado experimental o demasiado y punto.

Radio City Christmas Spectacular 

Las famosas Rockettes son un clásico de Nueva York. Cada temporada navideña se presentan de noviembre a enero en el igualmente icónico Radio City Music Hall, junta a Santa y un enorme elenco. Presenciar este show es toda una experiencia y no hay nada más navideño en Nueva York. Lo vi el pasado diciembre y honestamente pensé que no me gustaría, estaba muy equivocado. El show está totalmente renovado, es sorprendente y agrada a toda la familia. ¡Hay que verlo! (La temporada 2021 fue oficialmente cancelada pero se espera regresen como cada año en octubre 2022)

Tus Comentarios son muy importantes

Comentarios